ads here

"El Azul", el capo que soñaba con terminar las disputas violentas entre los cárteles

advertise here


Ha estado tres veces en prisión. En cada ocasión, su detención se debió a delitos vinculados a las drogas y siempre consiguió su libertad por la vía legal, La carrera criminal del ‘Azul’ inició de mano de Amado Carrillo Fuentes. La última vez que estuvo en prisión fue en 1986, Esparragoza Moreno fue detenido en la Ciudad de México.

Lo condenaron a siete años con dos meses de prisión. En sus años de reclusión, Esparragoza habría realizado algunos estudios en leyes y contabilidad, En mayo de 1993 Tras quedar en libertad, gente cercana a los hechos relataron que a El Azul nadie lo estuvo esperando cuando abandonó el penal. “El señor humildemente salió caminando solo, sin escoltas ni aparatos de seguridad.

Con una bolsa que contenía sus artículos personales, caminó los tres kilómetros que hay hasta donde pudo tomar un taxi”, “El Azul siempre ha ocupado segundas posiciones de gran influencia, conocedor de que ser el número uno, tarde o temprano, se paga con la vida o con la cárcel”

Era un hombre que prefería las relaciones, acuerdos y negocios a las acciones violentas. Convocaba a “narco-cumbres”, ayudaba a minimizar las tensiones entre cárteles. Y colaboró de forma eficiente para lograr la división y reparto de plazas del narco.


Se decía que tenía influencia en la mayoría de cárteles en México, pero sin duda se sentía muy cómodo dentro del Cártel de Sinaloa con “El Chapo”, “El Mayo” y “Nacho Coronel”.

Este capo buscaba en la medida de lo posible evitar las confrontaciones violentas y las ejecuciones, como se advierte en una declaración que rindió Gustavo Tarín Chávez, testigo protegido y hombre de confianza de Amado Carrillo Fuentes, El Señor de los Cielos.

Según dicha declaración, en un interrogatorio que los narcos hacían a un informante de la DEA al que habían secuestrado por órdenes de Amado Carrillo- , Juan José Esparragoza Moreno se acercó y textualmente me dijo: ‘¿Me permite un momentito?’ Le traigo un saludo muy afectuoso del general Francisco Quiroz Hermosillo, quien es mi compadre muy querido;

Dice que ya no le jale mucho al dedo, porque los negocios éstos no se llevan con las muertes y se echan a perder.

Esparragoza fue el responsable de sentar a la mesa, a finales de 1993, a 10 u 11 narcotraficantes de gran calado para replantear las reglas del negocio del narcotráfico mexicano.

También El Azul habría participado, durante enero de 2001, en otra cumbre de narcotraficantes en Apodaca, Nuevo León, los jefes de diferentes organizaciones habrían buscado poner fin a 13 años de guerra y unir fuerzas, Supuestamente participaron en aquella conferencia varios capos de los cárteles de Juárez, del Golfo, de Sinaloa y de Colima, entre otros.

La mañana del 8 de junio de 2014 comenzó a correr la versión de que Juan José Esparragoza Moreno, había muerto a causa de un infarto. Otras versiones indicaban que “El azul” no murió, solamente se jubiló, se retiró, dejó el negocio de las drogas. Algo parecido a lo ocurrido con Ignacio Coronel “Nacho Coronel”.
Advertisement
BERIKAN KOMENTAR ()